El Arte Folklórico del Sur de Arizona
Inicio /

Bienvenidos

Bienvenidos a El Arte Folklórico del Sur de Arizona. El contenido de este sitio fue una contribución del Dr. James S. Griffith, fundador del festival Tucson Meet Yourself, y profesor jubilado de folklore y director del Centro del Suroeste de la Universidad de Arizona. Las imágenes presentadas en este sitio son de la colección del Dr. Griffith de transparencias y fueron fotografiadas durante las tres o cuatro décadas anteriores. El Arte Folklórico del Sur de Arizona fue reunido originalmente en marzo de 1995 y representa uno de los sitios más antiguos en el proyecto a través de los Ojos de Nuestros Padres: Historia y Cultura del Sur de Arizona. Siga los vínculos al final de cada página para navegar por el sitio. Para más información sobre el Dr. Griffith, visite el sitio La Música del Suroeste.

Los visitantes interesados en este tema también deben visitar el sitio compañero La Cadena Que No Se Corta: El Arte Tradicional de la Comunidad Mexico-Americana de Tucson.

Introducción al Arte Folklórico del Sur de Arizona

Cualquier discusión de “folkart” (arte folklórico) debe comenzar con una definición de esas dos palabras bastante confusas, “folk” (gente) y “art. ”(arte) Los historiadores y coleccionistas de arte, artistas y críticos de arte, los que estudian folklore y antropólogos talvez definan y usen las dos palabras de otro modo muy diferente, y sólo es justo decir a partir del principio que este ensayo de fotografías fue reunido según los enfoques usados más comúnmente por los americanos que estudian folklore. “Arte”, en el sentido que se usa aquí, no se refiere a un clase de objeto, sino que a ese aspecto de cualquier objeto que va más alla del exclusivamente utilitariano, y el cual es para dar placer al creador, espectador o los dos. “Folk” se refiere al objeto que ha sido hecho por los miembros de un subgrupo cultural específico de la sociedad en general, o para su propio uso o para la “exportación” más allá de su comunidad, a la gran sociedad..

Pasteles y galletas mexicanos de la panadería Del Rio, Tucson, Arizona, noviembre de 1981
Pasteles y galletas mexicanos de la panadería Del Rio, Tucson, Arizona, noviembre de 1981
[la imagen por cortesía de James. S. Griffith]

El arte folklórico, definido de esta manera, es creado dentro de comunidades más pequeñas y, de un modo u otro sirve para los propósitos de esas comunidades. Suele ser conservativo; o sea, su tradición emplea un tirón en los artistas, que suelen crear dentro de fronteras bien entendidas. El arte folklórico suele reflejar los estándares estéticos específicos de la comunidad en la cual se crea. Por fin, las artistas folklóricas aprenden sus habilidades dentro de sus comunidades, por medios que son facilitados por aquella comunidad particular para el aprendizaje de esa forma particular de arte. Entonces creadores de monturas oestes y panaderos mexicanos aprenden por medio de aprendizaje formal o informal, y creadores de cobijas y huevos de Pascua ucranios generalmente aprenden por trabajar con y observar a parientes mayores.

Dos conceptos importantes para el entendimiento del arte folklórico son “la comunidad” y “la tradición.” Hay muchas artistas emocionantes, sin título y altamente independientes por todas partes en los Estados Unidos, pero no son artistas folklóricas en el sentido con que uso el término. Un trabajo folklórico, en vez de decir “mírame,” declara “esto es lo que soy.” La tradición es tan importante como la comunidad. Ser tradicional no quiere decir permanecer sin cambio, sino, quiere decir que el arte folklórico tiene un tipo de profundidad en tiempo. Piñatas en la forma de Bart Simpson son perfectamente tradicionales; piñatas han estado reflejando la vida contemporánea desde su documentación más antigua en los años 1890. También, los carros LOW RIDERS tal vez utilicen materias contemporáneas, pero son creados según un estético barroco que se ha implementado en la cultura mexicana desde el siglo XVIII.

Las definiciones tales como ésta se ha esforzado por entender los objetos de algo aproximando los términos culturales bajo los cuales son (o fueron) creados. Es verdad que algunas formas del arte folklórico son atrayentes a coleccionistas y museos, pero esta atracción a menudo no entra las mentes de las artistas. Es fascinante ver cómo las funciones culturales y los significados de tales objetos como cascarones cambian mientras que los objetos mismos cruzan fronteras culturales.

James S. Griffith, marzo de 1995

Las Secciones del Arte Folklórico del Sur de Arizona

Cobijas | Huevos de Pascua, Papel Cortado, Artesanía en Madera de Europa | Una Ocupación y una Región: el Arte Folklórico del Oeste y Vaqueros | Los Murales Chicanos en Tucson | Low-riders -- Una Forma Contemporánea de Arte Folklórico | Trabajo en Papel Mexico-Americano | La Comida Mexicana en Tucson | Derechos & Permisos | Inicio